Lo Último

3398. Antolín Rodríguez Abal, de Vilanova de Arousa al campo nazi de Mauthausen

Antolín Rodríguez Abal en 1932


María Torres / 10 mayo 2021


Antolín Rodríguez Abal nace el 20 de julio de 1912 en Caleiro, Vilanova de Arousa (Pontevedra). Es hijo de Joaquín Rodríguez Señorans, tonelero y alguacil natural de Caleiro, fallecido en 1958 y de Rosa Abal Salgueiro, jornalera, nacida en San Martiño de Meis. Son sus abuelos por línea paterna, José y María Josefa, labradores nacidos y vecinos de Caleiro. Por línea materna, Manuel, natural de Meis y Ramona, nacida en Caleiro.

 

En el Padrón de Habitantes del año 1925 encontramos a la familia Rodríguez Abal empadronada en el número 7 de la calle Xunqueira de Vilanova de Arousa. El matrimonio tiene cinco hijos: José Emilio (14 años),  Antolín (13 años), Rosa (7 años), Consuelo (4 años) y Carmen (2 años). 

 

Antolín, de oficio carpintero y de ideología socialista, realiza con 20 años el servicio militar en Marina. Ingresa el 1 de febrero de 1932 embarcando en el Arsenal de Ferrol en el destructor Sánchez Barcáiztegui. Por los datos que nos ofrece su cartilla de marinería sabemos que tenía una estatura de de 1,56 cms. y un peso de 46 kg., así como que era rubio de ojos castaños, con poca barba, y la tez cubierta de pecas. El 14 de abril de 1933 promete fidelidad a la bandera a bordo del mismo buque en Tarragona, licenciándose en octubre de 1933 en la Base Naval de Cartagena.

 

Y su pista se pierde hasta que es detenido por el ejército alemán tras la invasión de Francia y confinado en el stalag de Estrasburgo con el número de prisionero 2603.

 

El 13 de diciembre de 1940, junto con otros 845 españoles ingresa en Mauthausen con la matrícula 5259, siendo transferido más el 24 de enero de 1941 a Gusen (matrícula 9628), donde perece en la madrugada del 10 de enero de 1942 de una insuficiencia cardiaca crónica según los documentos nazis. Sus restos son cremados dos días después.

 

El aviso oficial de deceso es remitido por las autoridades francesas en noviembre de 1950 a su padre Joaquín Rodríguez, al domicilio familiar de Vilanova de Arousa.

 

En el año 1981 la Amical de Mauthausen, a través de su delegada en Galicia, la deportada Mercedes Núñez Targa, solicita información al Concello de Vilanova sobre este deportado y desde el Concello responden que “es persona desconocida en la demarcación de este término municipal”.

 

En un artículo publicado en Faro de Vigo el 15 de marzo de 2009, su amigo de la juventud, Francisco García Grande, recuerda la última vez que lo vio en el verano de 1936, que era un buen mozo, socialista, que tras el golpe de estado de 1936 se movían por las playas  intentando no toparse con los "nacionales" y hace alusión a una carta de Antolín fechada en 1937 informando a su familia que cruzaba la frontera.

 

 

 


No hay comentarios:

Publicar un comentario