Lo Último

1185. La Virgen del Rocío, a Madrid.





En la zona rebelde, piensan que la ocupación de Madrid es inminente, y el ABC de Sevilla del día 12, página 12, anuncia la salida de Huelva hacia la Capital de España, de la Virgen del Rocío, que será venerada en cuanto Madrid sea ocupado por las tropas franquistas.

Miaja, presidente de la Junta de Defensa de Madrid, declara por la radio: «Madrid puede ser defendido un año aún, si es preciso». No sospecha que será preciso defenderlo durante casi tres años. Como tampoco sospechan los generales que tiene en frente, que necesitarán ese mismo tiempo, para realizar su entrada en la Capital, y para eso será imprescindible la traición del coronel Casado; que insubordinándose en marzo de 1939, contra el Gobierno republicano, entregó la Capital a los facciosos, finalizando con ello la guerra.

Una docena de guardias de asalto, medio batallón de milicias (Batallón Deportivo) y dos oficiales profesionales sostenían el frente improvisado a cuatrocientos metros de las primeras casas. Así en Carabanchel, en Usera, en cualquier sitio de aquellos por donde se volcaba la avalancha. Se cerró el campo. Ya se combatía en las casas, de casa en casa, y a veces dentro de una misma casa.

Entraba la guerra en Madrid con gritos populares de rabia y angustia. Los obuses italianos abrían calle en el barrio que crujía al hundirse. Ahora pegados ya al cinturón de Madrid, estos hombres no se permiten ni un solo paso atrás porque pelean a la sombra de sus casas, algunos en sus barrios; porque el combate con la espalda en los muros de la Ciudad, en la Ciudad ya, les sobrecoge menos que la batalla en campo abierto…. 

En medio de la calle hay un tranvía volcado. Protege una trinchera nuestra, pero también impide a sus defensores ver si el enemigo se acerca. El siete de noviembre ó el ocho, ese tranvía llegó hasta aquí abarrotado de madrileños que se venían al frente. Hasta el tranviario se quedó aquí.


Jesús Izcaray
"Mundo Obrero" (Noviembre/Diciembre1936)




























No hay comentarios:

Publicar un comentario